domingo, 5 de diciembre de 2010

Siempre presos en nuestra supuesta libertad.

Eso a lo que tú llamas libertad, jamás lo alcanzarás.

Dices que un pez en una pecera está preso, suéltalo al mar, y su pecera aumentará de tamaño, pero quedará atrapado en esa sustancia que está unida a su vida.
Dices que un hombre en la cárcel está preso, cuando cumpla su condena estará encerrado en un mundo del que no puede escapar.
Y tú, tú mismo dices que eres una persona libre, ¿pero es que nunca has pensado que vives en un lugar en el que eres un mísero humano en un planeta pequeño, en una galaxia pequeña de un universo infinito... pero que no podrás explorar jamás?
Hay gente que siquiera descubre lugares de este diminuto planeta en el que habitas ¿y tú hablas de libertad?
Lo mires por donde lo mires, estarás siempre preso aquí, en este mundo corrupto y anárquico en el que habitan seres ansiosos de poder y tan sumamente egoístas que tienen la necesidad de matar a otros para conseguir su propósito.

No hay comentarios:

Publicar un comentario