viernes, 10 de diciembre de 2010

Sabores ajenos.

Eso de llamarlo perfecto es un total insulto: se nos queda demasiado corto, ¿no?

No hay comentarios:

Publicar un comentario